La sociedad de hoy en día enfocada en tener un estilo de vida más saludable adopta hábitos que prometen mejorar su calidad de vida; sin embargo, dentro de las múltiples posturas que pueden ser adoptadas existe una que más allá de ser un bien, puede representar un verdadero mal para la salud.

Cuando una persona decide mudar su dieta de una dieta omnívora a una dieta vegetariana, es algo más complicado que simplemente comer “verduritas” mañana, tarde y noche. Ser vegano significa que la persona va a tener que reemplazar la proteína de la carne por proteína vegetal que en muchas ocasiones no llega a ser del mismo valor biológico ya que pueden no contener algunos de los aminoácidos esenciales. En los casos de veganismo puro, las personas eliminan carnes y derivados animales como son leche y huevo.

Sin embargo. Existe mucha gente que vive sanamente bajo un régimen vegano, ya sea estricto o tolerante, esto es gracias a los cuidados que se tienen en consumir en todos los nutrientes que el cuerpo necesita para funcionar.

A continuación se nombran algunos de los nutrientes a tomar en cuenta cuando se decide seguir una dieta vegana:

  1. El calcio es un importante microelemento para