El mundo es parte de un ciclo constante de cambio. Este concepto no es ajeno a la salud. Mientras se lucha por encontrar curas a enfermedades problemáticas y se mejoran los protocolos para atender todo tipo de patologías y traumatismos; nuevas enfermedades continúan apareciendo y acechando la salud mundial. A medida que nuestra civilización se adentra a una nueva época y la tecnología permite que la cantidad de años de vida se prolongue; las enfermedades crónico-degenerativas, el cáncer y algunas enfermedades de inmunodeficiencia se han convertido en algunos de los nuevos retos a los que nos tenemos que enfrentar. Según un estudio de la OMS publicado en el 2015, la cantidad de casos de cáncer aumenta dramáticamente año tras año. “Se prevé que el número de nuevos casos aumente en aproximadamente un 70% en los próximos 20 años” (OMS, 2015). Tomando todo esto en consideración, ¿Qué se está haciendo para combatir tan terrible enfermedad?

Se estima que en los Estados Unidos 50% de los hombres y un tercio de las mujeres padecerán cáncer en algún momento de sus vidas. Desde hace años, asociaciones como la Breast Cancer Organization (conocida a nivel mundial por su apoyo a mujeres y hombres que padecen cáncer de mama y por la recaudación de fondos d